Name:
Location: Guecho, Vizcaya, Spain

Wednesday, July 20, 2011

La Lengua de la Identidad (2ª parte)

Antes de ponerme con la difícil contestación a Elefanta subo este párrafo que acabo de encontrar. Encaja perfecto con la expresión “Voces Ancestrales” y los primitivismos que permanecen en nuestro lenguaje y pensamiento. También encaja con lo válido que puede resultar el origen de una palabra para determinar su significado real. Sí, todo lo contrario que he defendido en mi burla a cierta filología, pero no siempre es así, eh.

“Algunos pueblos se imaginan a sus muertos o a cierto número de ellos como ejércitos en combate. Entre los celtas de las Tierras Altas escocesas, este ejército de muertos es designado con una palabra especial: sluagh. Esta palabra se traduce en inglés por “spirit de multitude” o “multitud de espíritus”. El ejército de espíritus vuela en grandes nubes de un lado para otro, como los estorninos sobre la faz de la tierra. Siempre vuelan a los lugares de sus pecados terrenales. Con sus infalibles flechas envenenadas matan a los gatos, perros, ovejas y reses de los hombres. Libran batallas en el aire como los hombres en la tierra. En las noches gélidas y claras, podemos oírlos y ver cómo sus ejércitos avanzan unos contra otros y se repliegan, se repliegan y vuelven a avanzar. Después de una batalla, su sangre tiñe de rojo farallones y rocas. La palabra “gairm” significa “grito, llamada”, y sluagh-gairm era el grito de guerra de los muertos. Más tarde se convirtió en la palabra “slogan”, el nombre que recibe el grito de nuestras masas modernas deriva de los ejércitos de muertos de las Tierras Altas.” Masa y Poder – Elias Canetti

Me encanta esta relación del eslogan con los muertos. Bajo nuestro lenguaje aparentemente ilustrado y científico subyacen los miedos básicos humanos que hacen que el lenguaje de la identidad funcione tan bien como funciona. Creo que es el miedo a la muerte el que activa el inconsciente instinto de pertenencia. El instinto de pertenencia y la muerte están tan imbricados que se puede decir que son lo mismo. El miedo a la muerte también metáfora de ser excluido, de quedarse solo… Es gracias a este miedo que resulta tan fácil cargar el lenguaje de identidad y hacer que una palabra, una frase o todo un discurso queden reducidos a un reconocimiento de un Nosotros. Creo que sin miedo el lenguaje de la identidad no podría existir. Pero como es imposible que el miedo no esté… habrá que reconocer el miedo y estudiar el funcionamiento real del lenguaje y la interacción entre lenguaje ilustrado y lenguaje identitario. Me da que existen unos patrones lingüísticos que se repiten en todas las identidades. Los mismos patrones que hacen que una lengua aparentemente racional pueda ser utilizada para todo lo contrario.

A través de elementos como el eslogan (los muertos), la lengua de la identidad carga de emoción y pertenencia las palabras, puentea el entendimiento más superficial, el ilustrado, el conceptual, el abstracto… para imponer su oculta comunicación emocional. El contenido del lenguaje identitario no se puede descifrar atendiendo a lo que racionalmente significa. Es un lenguaje en el que los argumentos carecen de valor porque sólo se entiende en clave de pertenencia. El mismo argumento puede servir para celebrar el Nosotros o para denigrar al Ellos. Lo importante de ese lenguaje es el sujeto colectivo implícito, saber cuál es su Nosotros. Y aquí, un solo marcador identitario, una sola palabra, puede hacer que todo un discurso tenga un significado identitario diferente.

La función de este lenguaje sólo es galvanizar un grupo y no transmitir argumentos morales. Infectando el lenguaje de marcadores identitarios que activen el inconsciente instinto de pertenencia se consigue que el lenguaje, instrumento de nuestra libertad, la base de nuestro criterio y de la comunicación con uno mismo, deje de ser una herramienta para filosofar, para analizar, para pensarse y pase a convertirse exclusivamente en lenguaje identitario, un instrumento para reconocernos como miembros de una comunidad. Es tan sencillo que asusta. La opinión se convierte así en un gesto más, con el mismo valor como signo de reconocimiento que un penacho de plumas. El lenguaje ha quedado reducido a su función más primitiva, la única información que buscamos en él es averiguar cuál es el Nosotros del hablante.

¿A que los que padecemos la lengua de la identidad en el País Vasco sabemos perfectamente cómo funciona?

(continuará)

2 Comments:

Blogger Elefante de Guerra said...

Su ejército de almas me ha recordado a la Santa Compaña (y al bandido Fendetestas del Bosque Animado: la poesía y la risa, los mejores remedios contra todos los eslóganes).
No sé si conoce la palabra "estantigua", 'procesión de aparecidos', castellano antiguo "huest(e) antigua", latín HOSTIS ANTIQUUS, 'el viejo enemigo', aplicado en la Edad Media al diablo o a un ejército de demonios. Dice Corominas (DCECH, s.v.) que "la antigua idea de la estantigua procede de la creencia germánica en la cabalgata nocturna del dios Wodan y sus seguidores, en constante marcha e incapaz de reposo", creencia arraigada en el folklore germano y romance aun después de la muerte del paganismo. Por lo que cuenta Canetti y las otras cosas que recoge Corominas, supongo que se trata de lo mismo y es una creencia indoeuropea, o europea, o simplemente rural. También me ha recordado a una cosa que leí a Caro Baroja, a propósito de la romanización del ager vascónico, la creación de los primeros núcleos urbanos y la liberación que se produce en ellos de las ataduras tribales.
Y, por otro lado, lo más bonito de la estantigua, yo creo, que es la burla que trasluce la evolución popular castellana, la segunda acepción coloquial de la palabra, 'persona muy alta, seca y mal vestida' (DRAE, s.v.).
Creo que tiene mucha razón en relacionar el eslogan con la muerte: un eslogan es una frase hecha, fijada en forma y fondo, para lo que ha tenido que perder su capacidad de variación sintáctica y renunciar a toda su potencialidad semántica.

P.D.1: ¡Uyij, qué nerrviosss!, ¡ha dicho "significado real"!
P.D.2: Por cierto, pásese (si se atreve) por una página que se llama tomalaplaza.net bilbao, que le han confeccionado un ejemplario para estas entradas.

July 20, 2011 at 3:53 PM  
Blogger Karraspito for President said...

Toma, Benja, esto te va a encantar:

http://www.undiadefuria.org/node/view/3688

February 3, 2012 at 7:18 PM  

Post a Comment

<< Home